Google

Jueves, 07 de junio de 2012

CUANDO LOS PEDOS DE ARENQUES SE CONFUNDIERON CON SUBMARINOS

UN CONFLICTO DIPLOMATICO... POR UNOS GASES

Volver a pagina de comienzo

El arenque es un pez común en el Mar Báltico, donde se pueden encontrar ejemplares de tamaño considerable. Y cuando les da por soltar aires esto también puede generar un ruido considerable. Y precisamente este sonido fue clasificado durante años por la Armada sueca como si fueran motores de submarinos, dando lugar a un amago de conflicto diplomático entre Suecia y Rusia en 1994-

Y es que el primer ministro de la época, Carl Bildt (quien actualmente es el ministro de Relaciones Exteriores de Suecia), escribió una airada carta a Boris Yeltsin pidiéndole explicaciones sobre intrusiones en sus aguas territoriales.

Algunos tipos de arenque utilizan los gases para “hablar” entre ellos sin alertar a otros peces. Cuando el pez se tira la ventosidad, las burbujas que emanan emiten un sonido de alta frecuencia sólo audible para los de su especie. Los peces utilizan el sonido para agruparse y formar bancos protegidos en la noche que les ayudan a mantenerse a salvo de los depredadores.

Los científicos han llamado al fenómeno Fast Repetitive Tick (FRT) y según Robert Batty, investigador de la Asociación Escocesa de Ciencias del Mar (y uno de los pocos que ha logrado grabar el proceso) “se parece mucho a una persona que se tira una pedorreta metálica en tono alto”.

Sin embargo, el gas no es causado por el proceso digestivo, sino por el aire que toman los peces al subir a la superficie y que luego emiten a través de una pequeña abertura cerca de su ano. Así que, técnicamente, no es una flatulencia por su definición formal; simplemente un airecito con sonido.

Sin embargo, a mediados de los 80 no se conocía este mecanismo aerofágico de los arenques, así que la Armada sueca paso varios años identificando estos ruidos con intrusiones hostiles de submarinos espías soviéticos.

Desde la década de 1980 Suecia realizó numerosas cacerías contra presuntos intrusos submarinos en sus aguas territoriales, pero nunca logró sacar ninguno a la superficie.

El colapso de la antigua Unión Soviética condujo a una fuerte disminución de la actividad submarina en aguas de Suecia, pero los incidentes se reanudaron en junio de 1993. Durante la Guerra Fría al menos se podría dar una explicación probable a estas incursiones, pero en ese momento era más difícil encontrar una buena razón para ellas.

Así que tras contratar al biólogo Magnus Wahlberg, de la universidad del Sur de Dinamarca, y elaborar análisis y experimentos de muchos tipos, al final demostraron que estos sonidos no fueron realizados por enemigos hostiles bajo el agua, sino efectivamente por peces tirándose ventosidades.

Además, también se descubrió que otros falsos positivos en aguas de las costas cercanas a la costa habían sido provocados por visones y otros mamíferos acuáticos retozando bulliciosamente en las aguas, que habían dejando testimonio de su presencia en los delicados sistemas de detección de la Marina, que también los traducía por movimientos de submarinos enemigos.

Se calcula en 3.000 millones de coronas (324 millones de euros) lo que los suecos invirtieron entre maniobras, instrumental y bombardeos para cazar a estos “submarinos enemigos” durante estos años, persiguiendo sonidos que sólo eran burbujas de aire.

Curiosa historia, casi digna de una pelicula de humor, no te parece? Espero que te haya gustado el articulo... muchas gracias por tu visita... y por tu solidaridad con mi pagina!!

Fuente: yorokobu.es


Tags: curiosidades, curioso, historia, pedos, arenques, guerra, submarinos

Comentarios

Locations of visitors to this page

BloGalaxia Ranking de blogs Ranking de blogs blog Unión de Bloggers Hispanos Technorati Profile